Detienen proceso de exhumación de restos de Dalí

Publicado el: 10 de julio del 2017 a las 03:38 pm . Por YedidFlores

Madrid, España.- Pilar Abel, la mujer que litiga para que se reconozca que es hija de Salvador Dalí, se someterá mañana en Madrid a un análisis para comparar su ADN con el de su hermano para determinar si son hijos del mismo progenitor, antes de continuar con el proceso de exhumación de los restos del artista.

Si se prueba que Pilar Abel y su hermano son hijos del mismo progenitor, descartaría de forma automática la posible paternidad de Dali, por lo que no sería necesaria realizar la exhumación ordenada por un juzgado el pasado 26 de junio.

El abogado de la demandante, Enrique Blánquez, explicó que la Fundación Gala-Dalí, que recurrió la decisión judicial, ha propuesto a la jueza que se analice el ADN del hermano de Abel, lo que, al compararlos, determinaría si son descendientes del mismo padre.

Tras conocer los resultados, la juez podrá decidir su continúa adelante la exhumación del cuerpo de Dalí, sepultado en el Teatro-Museo Dalí de Figueras (noreste de España) tras su fallecimiento el 23 de enero de 1989.

La magistrada María del Mar Crespo, del juzgado número 11 de los de Primera Instancia de Madrid, firmó el pasado 26 de junio un auto por el que se ordena la exhumación del cadáver embalsamado de Dalí (1904-1989) y que Abel se haga las pruebas de ADN en el Instituto de Toxicología.

Una decisión recurrida por la Fundación Gala-Dalí en coordinación con la Abogacía del Estado, ya que la demanda de paternidad se dirige también contra el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas como herederos legales del pintor.

Abel (Figueras, Gerona, 1956) alega que fue fruto de una relación que mantuvo su madre con Dalí, a quien conoció cuando trabajaba como empleada de una familia que pasaba temporadas en Cadaqués (Gerona).

En la demanda de paternidad que presentó argumenta que en varias ocasiones su madre le dijo que su padre era Salvador Dalí, y en la documentación incluye un acta notarial de una cuidadora de la madre reconociendo también que le había relatado que en su juventud mantuvo una relación sentimental oculta con el pintor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *