El Optimismo

Publicado el: 20 de julio del 2017 a las 08:34 am . Por YedidFlores

Salta todas las barreras y fortalece la seguridad en ti mismo, Los optimistas visualizan lo mejor de todas las cosas.

·Aprende a ser optimista, agradeciendo a Dios por todo lo que te da. Recuerda que la vida no te va a dar más de lo que tu le des.

Seamos positivos con nosotros mismos y los demás. Si en tu vida tienes un tropiezos, tienes que levantarte tú mismo, vence el temor que te lleva a imaginar todo lo negativo, convierte tus problemas en oportunidades, ten claro tus objetivos, lo que cultivemos en tiempos de tranquilidad. Querer es poder.

Siente a Dios dentro de ti mismo, comparte con alegría, fórjate metas para que triunfes en la vida, vive el presente y haz lo mejor de él. Rodéate de personas entusiastas y optimistas para que puedas triunfar, debes pensar siempre que todo lo que quieres hacer, lo vas a lograr.

Si eres optimista tiendes mucha más fuerza porque siempre estás pensando que puedes lograr salir adelante y así podrás ayudar a los demás para que cambien de actitud. Vive el hoy como si fuese el último día de tu vida.

Dedica cinco minutos de tu vida para programar, planear, cristalizar tus sueños así lograrás cosas que jamás imaginarías alcanzar. · Debes tener metas a corto, mediano y largo plazo. Cultiva diariamente la fortaleza de tu espíritu dando lo mejor de ti mismo a los demás. Cambia de actitud, fortalece tu fe, tu espíritu, dedicación.

Comparte con alegría, perdona sin rencor, vive intensamente con amor y agradecimiento a Dios por tener todo lo que tienes. Cuando tengas un problema, considéralo que es un peldaño para que puedas seguir escalando y triunfar. Tienes que cultivar la fortaleza de tu espíritu por medio de tus acciones y el servicio hacia los demás.

Visualiza tus fracasos como experiencias de las que debes aprender, recuerda el que quiere puede. Todo lo que quieres ser lo vas a lograr, todos tus pensamientos irradian energías, nuestras experiencias no son más que efectos de nuestros pensamientos, puedes llegar a la cima.

Atrévete a penetrar en tu conciencia para que te veas de una forma diferente. Elimina los malos pensamientos en el mismo instante en que te lleguen. Con la fuerza interior y la fe restablecida, levántate en busca de nuevos horizontes. Logra tranquilidad en tu hogar, tu familia y tu trabajo.

Quizas piensas que es mucho lo debemos hacer, pero proponernos día a día cambiar en algo, es un gran paso y será el primero y nunca olvides que es el más difícil.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *