Perros callejeros comen cuerpos humanos luego de crisis por COVID-19

Perros callejeros comen cuerpos humanos luego de crisis por COVID-19

01/06/2021

517232

Uttarkashi, India.- Imágenes de perros callejeros comiendo restos humanos arrojados a las orillas de un río indio, han surgido, mientras los crematorios continúan en colapso bajo la presión de la crisis de COVID-19.

Partes del cuerpo de personas, algunas de ellas medio quemadas, cayeron a las orillas del río Bhagirathi en la ciudad de Uttarkashi en Uttrakhand. Un residente local dijo que estaba pintando junto al río el lunes cuando notó que los perros “mordían y se alimentaban” de los muertos.

“Siento que es la muerte de la humanidad”, dijo el hombre a NDTV mientras pedía al gobierno local que se ocupara de la pila de cadáveres.

Te podría interesar: India registra este lunes 300 mil muertes por Covid-19

A los lugareños les preocupa que la enfermedad se propague a través del agua o de los perros callejeros que se han estado comiendo los cuerpos.

Aunque la tasa de infección de la India ha disminuido desde que alcanzó su punto máximo a principios de mayo, con más de 127 mil casos diarios el lunes, se cree que la cifra diaria de muertes, con un promedio de 3 mil 500 durante la última semana, es una subestimación drástica.

Muchos de los ghats de los países, los escalones a la orilla del río donde los hindúes tradicionalmente queman a sus muertos, los crematorios y cementerios, se han visto abrumados.

El mes pasado los crematorios de Nueva Delhi se estaban quedando sin madera, tal era el volumen de muertos cada día.

Ramesh Semwal, presidente del municipio de Uttarkashi, dijo ayer que había ordenado a las autoridades locales que se ocuparan de los cuerpos en el río.

“Durante los últimos días se ha incrementado el número de muertes en nuestra zona. También me enteré de que los cuerpos no se queman correctamente, por lo que le he ordenado a la administración que organice en Kedar Ghat la cremación de los cuerpos medio quemados ”, dijo Semwal a NDTV.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *