Baja la contaminación en el planeta por Coronavirus

Baja la contaminación en el planeta por Coronavirus

22/03/2020

97458

Paris, Francia.- La contaminación en todo el mundo disminuyó luego de que las grandes ciudades pusieran en cuarentena a la población como medida para evitar la propagación del Coronavirus.

La concentración de dióxido de carbono en el aíre, producida principalmente por los millones de automóviles que circulan todos los días en las grandes ciudades, disminuyó considerablemente.

Hay menos transportes y menos producción. En los países paralizados o que funcionan a media máquina por el Coronavirus, la población respira mejor gracias a una reducción de la contaminación atmosférica, incluso si es aún demasiado pronto para medir los efectos a largo plazo.

Italia registrò 793 muertes en las últimas 24 horas récord absoluto de Coronavirus

Las imágenes satelitales de la NASA son elocuentes: en febrero, la concentración de dióxido de nitrógeno (NO2), producido principalmente por los vehículos y las centrales termoeléctricas, cayó drásticamente en Wuhan, la ciudad china epicentro de la pandemia de Covid-19. De rojo/naranja, el mapa pasó a azul.

El mismo fenómeno constató a principios de marzo por la Agencia Espacial Europea en el norte de Italia, zona confinada desde hace varias semanas para luchar contra la propagación de la enfermedad.

Lo mismo estaría ocurriendo en Madrid y Barcelona, donde se aplica un confinamiento estricto desde mediados de marzo, según la Agencia Europea de Medio Ambiente.

“Es la primera vez que veo un cambio tan significativo en una región tan grande y vinculado a un acontecimiento”, señalaba Fei Liu, investigadora de la NASA, para el caso de China.

Incluso durante la crisis económica de 2008/2009, la disminución “fue más continua en el tiempo”, agrega Alberto González Ortiz, especialista en calidad del aire de la Agencia Europea de Medio Ambiente.

En el norte de Italia, “los niveles de concentración media de NO2 se dividieron casi por dos”, afirma Vincent-Henri Peuch.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *