Sigue esta guía para enviar “nudes” y sorprende a tu chica

Sigue esta guía para enviar “nudes” y sorprende a tu chica

26/01/2021

402931

Las “nudes” –además de ser una buena carnada previa a un encuentro sexual– también pueden convertirse en un ejercicio súper interesante de exploración del cuerpo y conexión con nuestra sexualidad.

Hombres hetero, ¡tomen nota!

1. Rompe tus prejuicios: Al principio tomarse “nudes” puede sentirse ridículo si no te entregas al juego, así que rompe la barrera del “esto seguro se ve súper ñoño” y lánzate a explorar tu cuerpo en todos sus ángulos y dimensiones.

2. Eres una persona, no un pene: Pensar que el pene es lo único de tu cuerpo capaz de despertar placer es un gravísimo error. Somos seres multisensoriales y podemos estimular muchísimas áreas de nuestro cuerpo, tanto física como visualmente.

3. La insinuación puede ser más sensual que lo explícito: Una “nude” no es sinónimo de una toma en primer plano a tus genitales. El erotismo también puede surgir de una insinuación.

4. Cuida los detalles: Resulta que ya dominaste el ángulo que te hace lucir como un dios griego, pero en el fondo de tu foto aparecen tus calcetines sucios y un plato de salchipulpos a medio comer… y eso es un bajón automático.

5. ¡La iluminación es clave!: Una buena foto usa la luz a su favor, y en las “nudes” esto no es distinto. La luz natural siempre será tu mejor amiga. Si de plano no se puede, entonces usa una luz cálida, porque “el foco ahorrador de luz blanca nunca ha probado tener buenos resultados”.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *