EL CASINO EN VIVO… Los riesgos de querer ser chapulín en 2022

EL CASINO EN VIVO… Los riesgos de querer ser chapulín en 2022

Autor:
10/06/2021

524629

Por: Iván Soto Hernández 

Los ciudadanos volvieron a confiar en el PRI y en el PAN porque sus candidatos ofrecieron ser un freno a los excesos que cometieron muchas y muchos políticos que llegaron al poder gracias a Morena y, sobre todo, gracias a la ola que generó Andrés Manuel López Obrador en 2018.

Sin embargo, aunque suene trillada la frase, los duranguenses no firmaron un cheque en blanco a los 11 candidatos a legisladores locales, así como a los candidatos a dos diputaciones federales que obtuvieron la mayoría de votos el pasado domingo 6 de junio por la coalición Va Por Durango.

Por esa razón, sería un grave riesgo cegarse por la soberbia que muchas veces provoca la victoria, y suponer que a la población se le puede volver a jugar con el dedo en la boca para que ésta los apoye sin reclamar. No es así.

Muchos aseguran que el plan personal y familiar de Ismael Hernández Deras consiste en usar el 2021 como catapulta para que su hija, Gabriela Hernández López, alias “La China”, gane holgadamente la diputación local por segunda vez consecutiva, primero por el Distrito 15 en 2018 y ahora por el Distrito 04, y en cuestión de meses separarla del cargo para que sea postulada de nuevo por la alianza PRI-PAN, esta vez a la alcaldía capitalina.

Los priistas, por su parte, han empezado a mandarle mensajes públicos de prudencia al exgobernador Hernández Deras, ya que con los votos que obtuvo el PRI (más de 120 mil en todo el estado), y que superan por casi 30 mil a los que obtuvo el PAN, se tienen condiciones inmejorables para pedir la candidatura a gobernador dentro del esquema coalicionista.

Entonces, si el priismo puede luchar por encabezar la gubernatura el próximo año en la continuidad de una coalición con los panistas, se tendría que ceder forzosamente el Ayuntamiento de la capital. Pero, sienten que si Ismael se apasiona para aprovechar la coyuntura a favor de su hija hacia la alcaldía, inevitablemente se tendría que entregar la candidatura a gobernador al PAN.

Más allá de esa situación, tanto los que han ganado para diputado local, como los que han obtenido la confianza ciudadana para alguna diputación federal este pasado 6 de junio, deberían analizar seriamente si quieren desgastar los bonos recién construidos con el electorado como para caer en la actitud chapulín de pedir el voto, ganar, pedir licencia y volver a pedir el voto en cuestión de meses. ¡Aguas!

No se les olvide que estos últimos años la gente ha entendido el poder de su voto: premia y castiga, pone y quita sin ningún tipo de lealtad ciega y eterna.

Por eso no sería buena decisión reciclar cartuchos del 2021 para volverlos a poner en una boleta en 2022. Y además, no hay necesidad: tanto en el PRI como en el PAN tienen arsenal interesante de cuadros hombres y mujeres para buscar gubernatura y alcaldías el año entrante, sin necesidad de que a fuerza alguno de los ungidos este año tenga que hacerle al chapulín. ¿No cree, estimado lector?

Soy Iván Soto, nos vemos diariamente a través de la multiplataforma de En Vivo Durango.

Twitter: @IVANSOTTOH

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *