15/05/2020 - Hace 1 año
  • Compartir:

La cremación no es un proceso obligatorio para los cuerpos de personas fallecidas por COVID-19; pero si hay que decir que a partir de que los familiares sacan del hospital a su difunto solo tienen cuatro horas para sepultarlo o incinerarlo, expuso la directora de los servicios de salud, Blanca Estela Luna Gualito.

“Tenemos un protocolo emitido por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y por la Dirección General de Epidemiologia. Realmente no es una obligación que se creme el cuerpo del fallecido, pero si es una recomendación” dijo.

La doctora señaló que cada una de las funerarias cuenta con los protocolos correspondientes, además de que hay un responsable de disposición de cadáveres en Coprised.

“El protocolo que se aplica, es que al momento de fallecer la persona se establece que sean cuatro horas máximo a partir de que sale del hospital, el tiempo que tienen los familiares para cremarlo o sepultarlo”.

Detalló que en el caso de Durango, la mayoría de los pacientes que han fallecido ha seguido el protocolo como tal.

Finalmente Luna Gualito, reiteró el llamado a la población para que se quede en casa, pues afirmó que si el sistema de salud colapsa, realmente los servicios de salud no tendrán el personal suficiente para atender a los enfermos.

Síguenos en: Google News Notigram

Autor

Brenda Maurer

Hay otros 3705 Artículos de este autor en Notigram.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *